Futsal
0

“Es una alegría enorme”

Vernon Grimberg, de la Selección de Futsal +35, se mostró sumamente feliz de integrar la lista final de 12 jugadores para las Macabeadas Mundiales. El arquero charló con Diario Stampa y habló de todo: la preparación, el cuerpo técnico, la ceremonia de apertura, los objetivos y más. “Quiero la de oro para Argentina”, sentenció.

“La sensación de haber quedado convocado es una alegría enorme ya que competimos muy sanamente entre tres grandes jugadores y personas, una de ellas mi hermano Eric y con quien voy a tener el enorme orgullo de compartir el puesto y representar a Argentina por segunda vez. Las expectativas son muy grandes ya que se formó un gran grupo y equipo. No va a ser fácil, pero nos tenemos que preparar al máximo cada uno para volver con la de oro que soñamos todos”, expresó Grimberg.

“El objetivo, aparte del espíritu macabeo, es ganar. No te lo voy a negar y eso nos transmite el cuerpo técnico, Chapa, Bicho, Bate y Pupi. Maro esta en todos los detalles y acompañando así que tenemos todo para hacer unas buena performance”, aseguró ilusionado el portero de la Selección.

“La medalla de bronce ya la conseguí hace 4 años, así que voy por la revancha. Quiero la de oro para Argentina”, sentenció Vernon. Además, sobre lo que se viene palpitó: “En Israel es tremendo lo que uno siente. Me encanta Israel, la paso genial. Entrar al estadio es único y otra vez con mi hermano y amigos. Me faltaría entrar con mi mujer e hijos o que por lo menos lo vean. Es difícil ya que es mucho tiempo y plata. Ojala no sea la última, aunque sea en burako, jaja.  Espero que pueda ver algún día a alguno de mis hijos entrar y nosotros desde la platea. Yo recién tuve la primera posibilidad a los 40, así que hay tiempo”.

“Quiero agradecer a mi familia, mis viejos, hermanos y en especial a mi mujer Ely y mis hijos Donna y Ciro que me bancan en esta locura de entrenamientos y viaje. Al cuerpo técnico que confió en mí, daré lo mejor para no defraudarlos y representar con orgullo a la Argentina en Israel. ¿Qué mejor? Es lo más profesional que un amateur se puede sentir”, concluyó ilusionado Grimberg.

Por Jonathan Steingard.

Compartir:



Hay 0 comentarios

Dejá una opinión sobre esta nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *